Los aceites esenciales promueven el bienestar

El sabor fuerte y picante de la menta proviene de los aceites esenciales que contiene. Descubra qué son los aceites esenciales y cómo se usan en la vida cotidiana.

¿Qué son los aceites esenciales?

Los aceites esenciales son partes de algunas plantas y hierbas, que pueden estar en porcentaje variable en función de la planta, pero que en la gran mayoría de casos es un porcentaje muy bajo y que determinan el aroma y el sabor de las hierbas. Los aceites esenciales conocidos pueden ser, por ejemplo  el de lavanda, árbol de té, eucalipto y menta. Los ingredientes de los aceites esenciales tienen funciones muy particulares para las plantas, como atraer insectos polinizadores o repeler plagas.

¿Cómo se producen estos aceites esenciales en las plantas y cómo se extraen?

Los aceites esenciales se forman en las glándulas sebáceas de muchas plantas y luego se almacenan en el tejido vegetal. Estos se encuentran en varias partes de la planta, como las flores, las hojas, las semillas, la cáscara de la fruta, las raíces, la resina, la cáscara o la madera. La cantidad de aceite esencial en las diferentes partes de la planta varía ampliamente según la planta y la fase de crecimiento. A menudo encontrarás más aceite esencial en los pétalos y hojas de una planta que en sus raíces. Esto es así en la menta, por ejemplo, cuyas hojas contienen mucho aceite de menta. Uno de los componentes principales de este aceite es el mentol, que es responsable del aroma típico de menta de la planta.

Mediante diversos métodos de extracción, como la destilación al vapor o la extracción con solventes, las esencias pueden liberarse de las plantas y extraerse.

¿Para qué se usan los aceites esenciales?

Hay una amplia variedad de aceites esenciales en todo el mundo. Por lo tanto, no es sorprendente que usemos aceites esenciales casi todos los días, ya sea de forma natural sin extraerlos cuando cocinamos con hierbas frescas, de forma más o menos concentrada cuando aplicamos perfumes o productos para el cuidado de la piel (si estos contienen perfumes naturales), o como una fragancia para nuestros hogares: no solo huelen bien, sino que también pueden ayudar a nuestro bienestar. -sea a través de uso interno o externo.